Esmalte al Agua

Los esmaltes al agua no son productos nuevos pero son los que tiene un mayor futuro. Las nuevas normativas medioambientales hacen de ellos una apuesta obligada, al tiempo que impulsan la reconversión de los sintéticos.

A muchos pintores les da algo de miedo utilizar los esmaltes al agua porque no conocen su durabilidad y aplicación y prefieren la vieja fórmula de los esmaltes sintéticos tradicionales. Sin embargo, la tecnología actual permite formular estos productos con las mismas prestaciones que aquellos y siendo respetuosos con el medio ambiente.

Dentro de los esmaltes al agua destacan tres vías de desarrollo: acrílicos, acrílicos-alquídicos (híbridos) y alquídicos. Se caracterizan por llevar agua donde tendría que estar el disolvente, y confieren al mismo tiempo un alto brillo. En la actualidad, las resinas más utilizadas para su fabricación son las acrílicas en emulsión, por lo que también se las llama esmaltes acrílicos al agua.

Las generaciones actuales de esmaltes acrílicos han minimizado los puntos débiles de los iniciales esmaltes al agua y poseen ventajas muy interesantes:

  • Resistencia a la alcalinidad del sustrato, tan frecuente en materiales constructivos.
  • Excelente resistencia al exterior, alta resistencia a factores atmosféricos como la humedad, el sol, la lluvia, etc.
  • Buena adaptabilidad a superficies de adherencia limitada.
  • Rapidez de secado, reduciendo los tiempo de espera entre repintados con consiguiente ahorro en costes de mano obra.
  • No amarillean.
  • Ofrecen una excelente durabilidad dado que perdura la estabilidad del recubrimiento que proporciona una película flexible y a la vez tenaz.
  • Baja o nula inflamabilidad en estado líquido.
  • Ausencia de olores molestos: permiten aplicar los productos durante todo el año, los espacios recién pintados quedan habilitados para su uso enseguida.
  • Limpieza de útiles con agua.

Los esmaltes al agua son pinturas para aplicar a brocha, rodillo o pistola que proporcionan resultados tersos y resistentes, con acabados brillante, satinado o mate.

Los comentarios están cerrados.