Pintura a la Cal

La pintura a la cal es una pintura al agua que tiene como aglutinante y pigmento hidróxido de calcio (cal apagada). Acabado mate, poroso, absorbente, endurece con el tiempo, la hume­dad y la lluvia favorecen la carbonatación. Resiste a los agentes atmosféri­cos.

La pintura a la cal tiene buenas propiedades microbicidas. Puede colorearse. Se debe ma­nejar con precaución por su causticidad. Tiene buena adherencia sobre mortero, cal, piedra, ladrillo. Se em­plea en interiores y exteriores. No emplear sobre yesos, madera o me­tales.

La pintura a la cal se aplica con brocha, rodillo o pulverizadores.

Pintura a la Cal

Es una pintura muy adecuada para el exterior por su resistencia a las condiciones meteorológicas. La lluvia y la humedad favorecen el proceso de carbonatación. Su aspecto es mate y no se debe emplear sobre yesos, maderas o metales. Hay que tener cuidado al usar este tipo de pintura, ya que es corrosiva, y puede […]